Las mascarillas de la cara nos ayudan a la hora de mantener nuestra piel joven, tersa y en perfecto estado, para ello es necesario que la limpiemos de forma regular.

Mascarilla para piel grasa y exfoliante

La piel grasa además necesita que la purifiquemos a la vez que la exfoliamos eliminando las células muertas e impurezas a la vez que le ofrecemos una profunda limpieza. Dentro de las mascarillas de pepino, encontramos esta estupenda receta exfoliante para la piel grasa.

Dentro de las mascarillas exfoliantes, contamos con la mascarilla de arcilla y agua de pepino que está especialmente indicada para la piel grasa y es una opción muy natural y efectiva para limpiar tu rostro en profundidad.

Como hacer la mascarilla de arcilla y agua de pepino

Para hacer esta mascarilla de pepino exfoliante para piel grasa solo necesitas un cuarto de pepino (beneficios del pepino) y arcilla que puedes adquirir en las tiendas de productos naturales o herbolarios especializados, la arcilla puede ser verde, blanca o roja, todas son efectivas.

Cuando corte el pepino corta dos rodajas y reserva, el cuarto de pepino que vamos a utilizar para esta mascarilla para la cara córtalo en rodajas más bien gruesas y ponlo en un recipiente recubierto con agua mineral, con dos dedos de agua es suficiente.

Deja el pepino que repose en el agua durante aproximadamente media hora, pasado este tiempo toma la arcilla y mezcla una cucharada con un poco del agua donde ha estado el pepino, remueve hasta generar una pasta homogénea y de aspecto pastoso.

Como utilizar la mascarilla de pepino y arcilla

Aplica en la cara la mascarilla de forma generosa, es importante que la mascarilla tenga al menos medio centímetro de grosor para que sea realmente eficaz, baja por el cuello hasta el propio escote y aplica también la mascarilla en esa zona.

Ahora solo tienes que dejar que actúe durante 20 minutos. ¿Recuerdas las dos rodajas de pepino reservadas? Este es el momento de utilizarlas, coloca cada una de ellas sobre tus ojos, de esta forma aprovecharás para atenuar las ojeras, bolsas y efecto cansado.

Para no tener que estar pendiente del tiempo y que las rodajas no tengas que retirarlas para ver la hora pon una alarma simplemente en tu móvil, aprovecha este espacio de tiempo para relajarte (aquí tienes algunas técnicas de relajación) escuchar música o estar tranquilamente tumbada desconectando del resto de tareas.

Retira la mascarilla con abundante agua tibia, seca toda la zona con una toalla dando suaves toquecitos para no irritar la piel.

El resultado de esta mascarilla de pepino y arcilla es una piel hidrataba, limpia y sin células muertas.

Si quieres más información sobre mascarillas caseras para la cara, aquí puedes encontrar multitud de ellas todas realizadas con alimentos saludables e ingredientes naturales. 


Loading...
Booking.com