Gracias a los últimos descubrimientos sobre el cerebro, han nacido las Terapias Neurocientíficas o de Reprocesamiento, un conjunto de metodologías con las que podemos ayudar a las personas a mejorar su salud mental, emocional y corporal

Ya no es necesario estar años y años en un consultorio psicológico para poder resolver nuestras dificultades o nuestros problemas. Esto no es magia, sino que es producto de la ciencia.

Como surgen los Traumas

Cuando una persona pasa por una experiencia traumática o dolorosa, su cerebro genera un tipo de hormonas relacionadas con el estrés, que lo que originan es que ese recuerdo quede grabado en nuestra memoria. Esto es un mecanismo de supervivencia que nos permite evitar o protegernos ante esta situación o ante situaciones parecidas.

Por ejemplo, si nos hubiéramos quemado con el aceite hirviendo de una sartén o al tocar una plancha, sólo el recuerdo de estar en contacto con estas fuentes de calor ya nos pondría tensos, nos haría sudar, y nos generaría temblores en el cuerpo. Entonces, cocinar o planchar podrían ser auténticos desafíos para nosotros/as.

“A lo largo de la vida vamos acumulando un gran número de situaciones que nos han dañado tanto a nivel mental, emocional y corporal, y éstas pueden generarnos trastornos en nuestro presente.”

Como funcionan las Terapias Neurocientíficas

Gracias a las Terapias Neurocientíficas o de Reprocesamiento, podemos trabajar con estos recuerdos traumáticos o sucesos dolorosos del pasado.

No trabajamos sólo con lo síntomas del presente, como podrían ser el insomnio, la falta de apetito, los tics nerviosos, la tristeza, o los trastornos sexuales, por poner algunos ejemplos. Lo que hacemos es ir al origen o a la raíz del problema para poder reprocesarlo, es decir ayudar a que el cerebro acabe de gestionar y procesar la información vivida.

De esta manera liberamos las emociones que estaban en el recuerdo del pasado, haciendo que el suceso del presente pierda intensidad o desaparezca.

Como y cuando surgen los traumas y trastornos

La mayoría de trastornos con los que nos encontramos tienen una base en nuestra infancia. Por ejemplo, el insomnio puede estar vinculado a un duelo no procesado o a algún familiar que también padeció de insomnio; los comportamientos agresivos pueden deberse a una figura paterna o materna que tampoco controlaba sus ataques de ira; o la depresión del presente puede tener su fuente en algún familiar que sufriera de alcoholismo o también de depresión.

Estos son meros ejemplos para poder entender que los trastornos o dificultades del presente son más complejos de lo que nos imaginamos.

“Además el cerebro conecta los recuerdos en una gran red neuronal, generando respuestas de las que habitualmente no somos conscientes.”

La EMDR ¿Que es esta terapia?

(Eye Movement Desensitization and Reprocessing)

Una de las soluciones más modernas la encontramos en las Terapias Neurocientíficas o de Reprocesamiento, como por ejemplo el EMDR (Desensibilización y reprocesamiento por movimientos oculares).

La técnica de el EMDR está aceptada por la “OMS” (Organización Mundial para la Salud) como una terapia de uso preferente en situaciones o sucesos traumáticos (accidentes, desastres naturales, atentados terroristas).

Hace menos de un mes, hablé con la presidenta de EMDR Europa, quién me explicó que en los “atentados de París del noviembre de 2015”, se usó esta metodología para tratar a los afectados. Tambiénel uso de EMDR se ha extendido a nivel global en distintos hospitales e instituciones sanitarias.

Lo que permite esta terapia es emular los movimientos de la fase REM. Cada noche cuando dormimos pasamos por una fase de sueño profundo donde movemos los ojos de manera muy rápida. Con esta metodología, el terapeuta pide al paciente que siga sus dedos, en horizontal, mientras piensa en el recuerdo o en la escena perturbadora. Esto permite que su organismo se relaje, que el estímulo pierda intensidad y que el recuerdo pueda conectarse con una nueva información o con otros recuerdos más positivos (reconsolidación).

Además del EMDR, existen otras tres Terapias Neurocientíficas o de Reprocesamiento: el Coaching Wingwave, el Brainspotting y las TIC (Técnicas de integración cerebral). Todas ellas aportan resultados muy positivos.

La ciencia sigue avanzando, y en el campo de la psicoterapia la nueva etapa viene de la mano de las Neurociencias.

Colaboración de Oriol Lugo Real para Aire, soloparamujeres. 

Psicólogo, Coach Ejecutivo y Personal. Terapeuta EMDR. Coach Wingwave. Terapeuta Brainspotting y Terapeuta TIC. Doctorando en Psicología.

Co-Director del OWL INSTITUTE. Institut Psicològic

 


Loading...
Booking.com