Alimentos para mantener el cerebro sano | Salud y Bienestar | Salud de Mujer | Noticias
alimentos para el cerebro

El tema de la alimentación saludable, implica también aportar al cerebro los nutrientes necesarios para que esté sano, lo que implica que mantengamos un cerebro activo y que funcione en todo su potencial

Muchas veces nos olvidamos del cerebro, tal vez es el momento de ver que errores cometemos en nuestra alimentación y descubrir que alimentos aportan los nutrientes esenciales a nuestro cerebro.

El cerebro necesita una alimentación sana

La circulación deficiente, el oxígeno y la sangre circulan por nuestro cerebro y debemos tenerlo en cuenta a la hora de alimentarlo. No solo debemos alimentarlo convenientemente sino ejercitarlo y buscar su relajación, muchas enfermedades se derivan de una alimentación insuficiente y nuestro cerebro se encarga de generar posteriormente las sustancias necesarias para liberarlos del estrés, la depresión y muchas otras dolencias.

Alimentos saludables para un cerebro sano y activo.

Uno de los nutrientes más conocidos es el fósforo, gracias a el nuestras membranas celulares y neuronas se mantienen fuertes, así conseguimos una mejor conexión interneuronal y aumentos la memoria.

El fosforo es muy conocido por su aportación a la salud del cerebro gracias al apoyo de la comunidad científica al respecto. ¿Cómo conseguir ese fósforo necesario? Sencillo, a través de alimentos saludables como son los quesos curados, sardinas, mariscos, chocolate negro, el yogur griego, el huevo, la carne vaca y de aves.

El magnesio es uno de los nutrientes esenciales que necesita nuestro cerebro, el magnesio tiene muchos beneficios ya que favorece los procesos metabólicos entre los que se encuentran aquellos que facilitan los impulsos nerviosos del cerebro.

Siempre hay complementos vitamínicos que facilitan el cubrir las cantidades necesarias que necesitamos de cada uno de los nutrientes esenciales, si bien los alimentos nos proporcionan la mayoría de ellos. El magnesio puedes encontrarlo en alimentos sanos como las almendras, el sésamo, los cereales de tipo integral, el cacao, la soja, el arroz integral, las espinacas, garbanzos y el perejil.

Si mantienes una alimentación saludable en la que incluyes varios de estos alimentos no debes preocuparte ya que estarás aportando este nutriente a tu cerebro.

Los hidratos de carbono son necesarios para aportar energía al cerebro y poder efectuar sus procesos más básicos, gracias a ellos se produce la insulina que a su vez ayuda a producir las sustancias que permiten que nos relajemos y que el estrés disminuya.

Recuerda que el estrés es uno de nuestros grandes enemigos.

Muchos alimentos contienen hidratos de carbono, dentro de ellos los más saludables por su poca grasa serían, la avena, los cereales integrales, las legumbres en general, el trigo sarraceno, el aceite de oliva y los guisantes.

Entramos en el grupo de las vitaminas, en este caso B6 y B12, estas dos vitaminas nos ayudan a sintetizar correctamente la dopamina, la serotonina y la epinefrina, de igual forma permite metabolizar las proteínas y mejorar la circulación sanguínea en el cerebro, todo ello además potencia nuestra memoria.

Estas vitaminas B6 y B12 las conseguimos mediante alimentos saludables como los pistachos y nueces, las bananas, la yema del huevo, el marisco, en la carne de ternera y cordero, pescados como la sardina, la trucha y el atún y los yogures en general.

Un mineral que no debe faltar para alimentar nuestro cerebro es el cinc, de vital importancia para nuestra completa salud ya que mejora nuestra piel, cura las heridas, combate el cáncer y ayuda a recuperarnos de los resfriados ya que aumenta la capacidad de actuación del sistema inmunitario.

A nuestro cerebro el cinc le ayuda con la memoria y la estabilidad cognitiva, paliando los efectos de sufrir ataques de epilepsia, potenciamos la memoria y el aprendizaje. ¿En que alimentos encontramos el cinc? Cangrejos, ostras, cacahuetes, chocolate negro, semillas de calabaza y de sésamo, germen de trigo y carne de cordero.

Como siempre un cerebro sano y activo debes entrenarlo, fomenta tu curiosidad y aprende cosas nuevas, manten unos hábitos de vida activos, la mente en positivo y la relajación y meditación favorecen el mantener a raya los niveles de estrés y mejorar la salud cerebral.


Booking.com